Huella de carbono

Como industria basada en el recurso renovable del bosque, el cartón tiene una ventaja única como material de envase y embalaje. El cartón puede afirmar que su materia prima derivada de bosques gestionados de forma sostenible captura y almacena carbono, que los envases de cartón en uso siguen almacenando carbono y que el reciclaje de los envases de cartón mantiene el carbono encerrado y evita que vuelva a la atmósfera.

La huella de carbono de los envases de cartón es la medición del efecto de su proceso de producción en el medio ambiente. Pro Carton ha medido los procesos de producción de la industria europea del cartón y de los envases de cartón y ha registrado una mejora del rendimiento medioambiental y una disminución de su huella de carbono.

¿Qué es la huella de carbono?

La huella de carbono de un producto o servicio es una medida de todas las emisiones de gases de efecto invernadero (incluido el dióxido de carbono) durante el ciclo de vida de un producto.

Mide el impacto de un producto o servicio en el clima. El término se refiere al dióxido de carbono, que es el gas de efecto invernadero más común y uno de los principales responsables del calentamiento global.

La unidad de medida es un kg de CO2. Cuando se mide otro gas de efecto invernadero, como el metano, se convierte en CO2 - eq (equivalente).

El cálculo de la huella de carbono puede ayudarnos a entender cómo los productos que utilizamos afectan al medio ambiente y al cambio climático. El objetivo de medir regularmente la huella de carbono es demostrar que, con el tiempo, se ha reducido la cantidad de emisiones asociadas al ciclo de vida.

Los combustibles fósiles, como el petróleo y el gas natural, se formaron por descomposición de organismos muertos, normalmente hace millones de años. Contienen un alto porcentaje de carbono.

Los combustibles fósiles son recursos no renovables y cuando se queman para generar energía, producen dióxido de carbono.

La producción de cartón y envases de cartón requiere energía. Si esta energía se genera a partir de combustibles fósiles, como el carbón, el petróleo y el gas natural, las emisiones asociadas al uso de estos recursos se miden en términos de emisiones de dióxido de carbono fósil.

La materia prima de Carton, el cartón, está hecha de fibras de madera, un recurso renovable de los bosques gestionados de forma sostenible.

Los árboles en crecimiento capturan y almacenan carbono (carbono biogénico) y cuando la fibra de madera se transforma en envases de cartón, el carbono sigue almacenado en ellos. El dióxido de carbono es el gas de efecto invernadero más común y uno de los principales responsables del cambio climático.

Los árboles gestionados de forma sostenible crecen absorbiendo dióxido de carbono y almacenando carbono - este proceso se mide en términos de carbono biogénico. Al eliminar el carbono de la atmósfera, los árboles ayudan a invertir el efecto invernadero y este proceso de filtrado proporciona una materia prima sostenible, renovable y de base biológica para los envases de cartón.

El reciclaje de los envases de cartón mantiene el carbono encerrado en el material y evita que vuelva a la atmósfera.

Cuando se recicla un producto de papel, se evita que el carbono almacenado en el papel vuelva a la atmósfera, manteniendo en la cadena de valor las fibras procedentes de la silvicultura sostenible. Así, el secuestro de carbono en los productos de papel se prolonga sustancialmente con el reciclaje. Las fibras pueden reciclarse hasta 25 veces o más y, posteriormente, pueden utilizarse para la recuperación de energía. Entre los beneficios del reciclaje en materia de carbono también se encuentran el permitir que se acumule más carbono en el bosque y la reducción del metano que se libera en los vertederos.

Dado que cada caja de cartón se fabrica con unas especificaciones determinadas para adaptarse a un producto concreto, cada caja tendrá su propia cifra de huella de carbono que deberá calcularse por separado.

Para dar una indicación general de cuántos kilogramos de dióxido de carbono se producen por cada tonelada de cartón que se convierte, Pro Carton ha calculado la huella de carbono media de toda la producción de cartón en Europa.

La huella de carbono calculada por Pro Carton incluye el cartón primario y el reciclado, así como las cajas plegables impresas.

Pro Carton ha compilado un ICV de los datos de la industria del cartón y del envase de cartón, que representa a toda la industria, y por lo tanto contribuye al creciente cuerpo de datos del ciclo de vida en la industria de los envases de papel y cartón.

El objetivo de la base de datos es proporcionar a los expertos en el ciclo de vida los mejores datos medioambientales de la industria del cartón y del envase de cartón para que sus análisis y estudios sean lo más actualizados y precisos posible.

Expertos técnicos en procesos de fabricación de cartón y envases de cartón han trabajado junto con expertos en ICV para proporcionar una base de datos que se basa tanto en el conocimiento tecnológico de la producción de cartón y envases de cartón como en los requisitos del estudio de ICV.

Esta base de datos contiene información sobre el impacto del total de la industria europea del cartón y del envase de cartón en el medio ambiente, midiendo una serie de emisiones e informando de las medias ponderadas.

La base de datos no debe ser considerada como un punto de referencia para la industria o como una herramienta para comparaciones entre diferentes partes de la industria. Si se necesita información específica sobre un grado de cartón en particular, debe solicitarse directamente a los fabricantes.

Ciclo de vida del cartón ...